El 33º Festival Noroeste Estrella Galicia de A Coruña desveló un  nuevo avance de su cartel para este 2019. La frescura retro-futurista de  Belako, que mezcla el punk-rock con los ambientes más cálidos de la electrónica sinfónica, se subirá a las tablas de la Playa de Riazor el sábado 10 de agosto. Mientras, el  inclasificable trovador tecno Joe Crepúsculo celebrará una década de carrera a ritmo de baile irracional en el Noroeste, donde también sorprenderá el  indie pop imparable de Los Punsetes. Mastodonte, el nuevo proyecto musical de Asier  Etxeandia al  alimón con Enrico Barbaro, llega a la Coruña como una fiesta en la que a  electró nica, el rock, el barroco, el  funk, el experimental, el  clásico y la música dance se funden en una celebración definitiva. Por su parte, el icono de la canción Paco Ibáñez pondrá música a las composiciones de poetas como Alberti,  Neruda o  Goytisolo en la Selección Noroeste 2019, que también acercará a las butacas de A Coruña la singular fusión de jazz y fado del compositor y músico portugués Júlio Resende.

Asimismo,el Noroeste Estrella Galicia continúa un año más su apuesta por visibilizar lo que está aconteciendo en la escena musical gallega, con las confirmaciones de Baiuca, Basanta, Electra, Holywater, Los Amigos de los Músicos, Pablo  Lesuit, Pardo, Santi  Aráujo y Silvia Penide. En el 33º Noroeste Estrella Galicia en su versión expandida por enclaves singulares de A Coruña actuarán, además, las siguientes bandas y artistas recién confirmadas:  Bart Davenport, Hailu Mergia, La URSS,  Los Estanques,  Los Vinagres,  Los Voluble, Lucifer, Night Shades, Teething, The Sey Sisters, Volcanes y Zu. Estas nuevas figuras se suman la un cartel en el que ya estaban anunciadas Patti Smith and Band, Nathy Peluso, Soleá Morente, Andhrea &  the Black Cats, Holly Miranda, Jenny  and the Mexicats, Las Antonias y Vudú.

El 33º Noroeste Estrella Galicia se celebrará del 6 a 11 de agosto  de 2019, con la misma filosofía urbana,  ecléctica y de calidad de sus últimos cuatro años. En su pasada edición, el festival registró cerca de 90.000 asistentes. Este año repetirá sus más de 150 horas de música al vivo sobre escenarios singulares de toda la ciudad, para consolidarse de nuevo como una cita única y de referencia del verano peninsular.